El modelo RIDGID® micro CD-100 brinda lecturas sencillas y rápidas para identificar la presencia de gases combustibles. Se ha diseñado para detectar metano, propano, butano, etanol, amoníaco, hidrógeno y muchos otros gases combustibles. Su sensibilidad ajustable permite detectar incluso niveles bajos en cuestión de segundos.

El modelo RIDGID micro CD-100 asegura que las instalaciones de conductos de gas sean correctas, comprueba las necesidades de mantenimiento y reparación, y localiza rápidamente las fugas de gases combustibles.

Características

  • Su resistente diseño ergonómico permite utilizarlo con comodidad
  • El sistema Tri-Mode Detection™ ofrece al usuario la opción de recibir alertas visuales, sonoras o mediante vibraciones, adaptables a las circunstancias del entorno
  • Los parámetros ajustables de la sensibilidad ofrecen una localización exacta de las fugas con solo apretar un botón
  • La sonda flexible de 16” (40 cm) permite localizar y detectar fugas en espacios reducidos y de difícil acceso
  • El sensor reemplazable en el lugar del trabajo aumenta el tiempo productivo y reduce el tiempo perdido en espera de reparaciones

Especificaciones

Intervalo de las detecciones 0-6400 ppm (metano)
Sensibilidad de las alarmas 40 ppm (metano)
Calibración Automática
Alarmas Visuales, sonoras, de vibraciones
Fuente de alimentación Baterías (4 tipo AA)
Gases detectados* Metano, hidrógeno, monóxido de carbono, propano, etileno, etano, hexano, isobutano, benceno, etanol, acetaldehído, tolueno, paraxileno, amoníaco, ácido sulfhídrico
*Entre las mezclas frecuentes que incluyen o emiten más de uno de estos gases figuran el gas natural, los diluyentes para pintura, los disolventes industriales, los fluidos para limpieza en seco y la gasolina

Información para pedidos

Catalog Number N.º de modelo Descripción Peso
lb. kg
36163 micro CD-100  Detector de gases combustibles  1.0  0.45 
31948 CD-100 RS  Sensor de repuesto 

Solicitar información